¿Leche entera o desnatada?

mundo 3

Al hoyo con los feos. O eso parece al leer un titular del tipo Se ofrece semen a la carta.

Está claro el tema…Adolf Hitler intentó crear la superraza, llegar a la pureza genética, y lo machacaron por semejante aberración. Y con razón, nos ha jodido. Pero los americanos, muy modernos ellos siempre, pueden decidir las características genéticas de su hijos al tratarse de inseminaciones artificiales. los españoles, de momento, no lo ven claro. Les parece feo el tema. Sólo el inseminador puede decidir las características según similitud fenotípica (rasgos físicos) e inmunológica.

A ver si lo entiendo. Una pareja de a pie va al IVI (por cierto, en su web, impagable el juego del ratón espermatozoide que te lleva a la visita virtual) y pide un lechazo. Según ley, no pueden decir:

  • Hola doctor. Me llamo Eustaquio Mariano José. Mido 1,55 de altura. Peso 97 kilos. El pelo del entrecejo me lo depilo no por estética, sino porque sino no veo cuando salgo a pasear con mi mula Jacinta. Mi mujer se llama Regina Romualda, mide 1,40 si lleva los zapatones con tacón de los Domingos, ni sé lo que pesa porque al ponerla en la báscula le veo los pelos de las piernas y me entra la ansiedad. Queremos un hijo de 1,90 y ojos azul mar intenso, de pelo rubio no demasiado fino, que el sol aprieta en nuestra tierra, cachas de los de quitar el sentío, culico prieto, brazos hercúleos, mejillas rosadas y pene…¡qué pene ni pene! ¡Una buena tranca del 25! ¡Ahí! ¡A romper!…¿Puede ser?

La cosa debe ser así:

  • Señor Eustaquio Mariano José y señora Regina Romualda. En estos momentos no disponemos de donantes que se ajusten a su perfil fenotípico (aquí Eustaquio ya echa mano al garrote). Estamos pendientes de recibir la nueva carta de semen, con más variedad y un espectro mayor de rasgos físicos. Tan pronto como demos con el esperma que cuadra con ustedes (como si eso fuese a pasar…para llegar a ser donante te meten más pruebas que para ser astronauta) les avisaremos y podrán venir a realizarse la inseminación.

Vamos, que la limpieza étnica no se la echa a la espalda el ciudadano, que según la administración carece de criterio, sino el cuerpo médico. Pues vaya. Que al final sí hay selección genética, ya que la comienzan con la preselección de quién se la va a machacar en sus dependencias, y continúa luego con los pacientes.

No sé…Que yo que soy bajito, alopécico y no tengo aún ni cuarenta, y rellenito…pues al hoyo. No doy perfil de donante ni de coña. ¡Ah! Parece ser que hay que ser Universitario también. Y luego dicen que en España el título no vale para nada. Pues vaya, para una paja parece que sí que da la cosa.

De nuevo queda patente la fragilidad del mundo de cristal en el que vivimos. No puedo decir que esté en contra de la ciencia, porque no es así, pero sí me da la sensación a veces que queremos cercar tanto a la vida, y la queremos tener tan extrañamente controlada, que la cagamos. Nos falta cuerda, nos falta dejar aire a lo que debe ser más irracional. Y vuelvo, por enésima vez, al discurso de que la razón está acabando con la raza humana.

Anuncios